• Page Views 795

El paradisíaco infierno de Septicflesh en México

Columnistainvitado

Por Ady’e Rueda.

Como en alguna de las grandes cavernas que deben existir en el infierno, el gótico Teatro Metropólitan, con sus dos grandes esculturas, telón aterciopelado y luces rojas, fue el guardián de un acontecimiento nunca antes visto en la cultura del death metal sinfónico: las voces angelicales de un coro de infantes acompañando la brutal y mística música de Septicflesh.

Con más de 100 músicos en escena, cantándole a antiguos dioses, el pasado dos de febrero México fue testigo de una verdadera comunión entre el metal y la potente música de orquesta. Violines. violonchelos, contrabajos, flautas, trompetas y percusiones fueron algunos de los instrumentos que junto a los Niños y Jóvenes Cantores de la Facultad de Música de la UNAM ejecutaron, impecablemente, las melodías de los atenienses Seth Siro, Christos Antoniou, Sotiris V., y Kerim «Krimh» Lechner.

Con el recinto lleno, sin pantallas y pegados a los asientos, los fanáticos tuvimos que deleitarnos en pacífica contemplación pero no por eso menos entusiasta. Los bajos, la combinación de voces y profundos acordes enchinaban la piel, era como presenciar la auténtica lírica de las bestias mitológicas que su paisano Homero alguna vez describió, pero coexistiendo con vampiros, divinidades egipcias y lecciones de antropocentrismo.

«Portrait of a headless man» fue el impactante inicio de una invocación a la destrucción y lo sublime. “Hermanos y hermanas, somos artistas reales, estamos haciendo arte de verdad”, dijo el encargado de los guturales Seth Siro Anton, quien siempre se dirigió a su público enérgico y agradecido.

Siguiendo con los temas de su disco «Codex Omega», «Martyr», «Enemy of Truth» y «Dante’s Inferno» fueron algunas de las canciones que hicieron vibrar a los asistentes además de las poderosas «Prototype», «Communion», «Dogma of Prometeus» y «Persépolis». Los pequeños cantores enunciaban a una cruz bendecida en sangre y el néctar de los dioses con «Vampire from Nazareth» (una canción que recuerda inevitablemente la teoría de que Caín es un ser hematófago que vagó por toda la tierra de Nod).

La más esperada por sus seguidores, Anubis también agitó a las melenas sobre las butacas. “Nos encantan los dioses porque todos, cada uno de nosotros somos dioses», insistió el líder de la banda. Para finalizar la noche y la grabación de su DVD «Infernus Sinfonica MMXIX», «Dark Art» fue la composición elegida para cerrar, también, con broche de oro su invitación a vernos como artistas y creadores del universo. Una noche histórica para el death metal sinfónico, para una banda con más de 28 años de carrera y para todo un país que poco a poco abre sus puertas a propuestas alternativas y oscuras. ¡Ya no podemos esperar por vernos como los protagonistas de ese épico encuentro musical!

Fotos: Eyescream Productions / Selene Ortiz.

IMG_5743Ady’e Rueda / Marañas negras. Comunicóloga, cuentista y danzarina. Creyente de la UNAM a quien le debo todo. Amante del metal, el terror y los años ochenta. Luciferina estudiosa del arte, el erotismo y la posmodernidad. Fanática de los perros, el mar y lo goth. Excéntrica, cinéfila, melómana y bibliófila. También creo que debe haber islas, allá, al sur de las cosas.

 

 

Share This Article

Reconoce MX

Reconoce MX es un proyecto de difusión artística, cultural y de conciencia social que está enfocado a difundir y fomentar el entretenimiento alternativo de calidad para todo el público que comparta el mismo entusiasmo.

¡NRMAL celebrará 10 años con tremendo cartelazo!

Next Story »

Mercado de Flores y Plantas Cuemanco / Xochimilco, México

Leave a comment