• Page Views 798

“Ladronas de almas”, un giro al típico zombie

Por Asfaltos.

Nos encontramos en los primeros años del siglo XIX, en algún punto de lo que llegará a ser México, en plena guerra de independencia. El territorio es un polvorín y los asaltos de uno y otro bando están a la orden del día. En una muy grande hacienda, enclavada en el territorio rural, unos hombres llegan a buscar refugio sin saber a lo que se enfrentarán.

Dirigida por Juan Antonio De La Riva, director de películas como “Vidas errantes”, “Pueblo de madera” y “Elisa antes del fin del mundo”, entre otras, “Ladronas de almas” es una cinta poco común en la cinematografía mexicana. De entrada, como se nota en la breve sinopsis que escribí, se trata de una cinta de época en la que nos envolvemos en un tiempo que aún tiene ecos muy fuertes en nuestro presente; pero también, y como se observa en el cartel de la cinta, nos encontramos frente a un trabajo de género, en este caso de terror.

Los hombres que arriban a la hacienda, presentados como independentistas, lo único que buscan es un poco de refugio… o mas bien eso es lo que dicen, pues mas bien andan en búsqueda de algo más. Lo que no se esperan estos hombres es que su búsqueda puede acarrearles algunos inconvenientes como, por ejemplo, toparse con alguno que otro muerto viviente.

 

Los famosos zombies que vemos en las películas de la industria hollywoodense nos son presentados en “Ladronas de almas” mas bien como provenientes de una tradición haitiana, en donde la magia juega un papel preponderante para introducirnos en el particular mundo de la película.

La increíble locación, o mas bien locaciones -pues fueron dos haciendas, las de Oacalco y Coahuixtla en el estado de Morelos-, son lo primero que impresiona de una cinta que también es bellamente fotografiada para sacarle provecho a los sitios donde la cinta se filmó. El vestuario, acorde a la época, se distingue también junto a la labor del maquillaje que tiene una importancia como se podría esperar, relevante.

Otro acierto, también, es el hecho de que la película nos muestra una historia distinta que pudiera tener algunas otras lecturas que bajo la excusa de la cinta de género se nos presentan en la pantalla.

“Ladronas de almas” vale ya disfrutarse en pantalla grande, por lo que reitero una vez más es es el agradable redescubrimiento de las haciendas. Además, la idea y personificación del tema de los muertos vivientes vueltos a “la vida” a través de una tradición como la haitiana a diferencia del “zombie prefabricado” al que estamos acostumbrados con nuestros vecinos del norte, es otro punto a favor para la película.

“Ladronas de almas” llega sacudiendo a la cartelera tradicional mexicana, a los cines de Ciudad de México y otras varias ciudades de nuestro país. Para seguir el paso de la película, y conocer exactamente en qué ciudades y cines se estrena, no dejen de seguir Facebook y Twitter de la distribuidora Alfhaville.

¿Se sacarán un buen susto? Véanla por la noche, y luego nos escribimos…

Con imágenes cortesía de Cinetc

 

 

TE RECOMENDAMOS:

Share This Article

Reconoce MX

Reconoce MX es un proyecto de difusión artística, cultural y de conciencia social que está enfocado a difundir y fomentar el entretenimiento alternativo de calidad para todo el público que comparta el mismo entusiasmo.

#PlaylistRCMX: “Skins”, o el mundo hace 10 años

Next Story »

La tragicomedia de Javier Duarte

Leave a comment